Archive for 21 agosto 2017

EL INMORTAL

21 agosto 2017

Acabo de ver un reportaje fascinante en TV. Día 21 de agosto de 2017, a las 16 horas.

¡Al fin vamos a ser dioses, o mejor, Dios! Ya no necesitaremos la religión, ni las plegarias, ni la piedad, ya se terminará la odiosa imaginería que construyó catedrales y esculturas, el policromado, los Beatos, el miedo, la fe.

¡Nos tendremos a nosotros mismos, la humanidad científica, el nuevo y definitivo Dios!

Sí. Los físicos, finalmente, han captado la mirada del infinito, que se llama manipulación del ADN y de otra cosa similar, XN, o algo así, una novedad que les ha puesto contentísimos.

Los padres diseñarán a sus hijos, elegirán entre distintos patrones o incluso, si tienen capacidad económica -cómo no- para ello, podrán hacer niños a medida. No habrá enfermos, los dientes ahuyentarán las caries y todo el mundo tendrá tableta en vez de barriguita, y así…

 

quimerablog4adn1

Orwell, Huxley, toda esa caterva de iluminados queda obsoleta. Lo que previeron o imaginaron se hace realidad, pero exponencialmente.

 

einsteinadnfrutas

Algo hablan también los teóricos de esta física teológica de que sus descubrimientos puede servir para curar o mejorar, pero lo dicen tan de soslayo que uno piensa, malignamente, que esos son requisitos para obtener dinero, subvenciones o inversiones. La meta final es más noble, qué digo, la insuperable nobleza, la divinidad, o eso que así se llamaba jocosamente, antes de que los agnósticos decidieran asumir ese rol impreciso y caduco.

 

un-mundo-feliz-edicion-bolsillo

Porque no se dan cuenta de que están interpretando el odioso papel que han venido rechazando, y que incluso violentan los cimientos de la divina evolución que les tiene tan fascinados. Comienza el juego, el juego de ser dioses, que un próximo futuro dividirá la especie entre seres perfectos, tal vez clones al estilo Matrix, y los otros, los seis de Huxley, las razas pervertidas de antes del toque maestro. ¿Y los políticos, y los banqueros, y los magnates, seguirán o no? Nada de esto se dice, pero como mi formación judeo cristiana me hace recordar, hay muchos escalones hasta llegar al trono del Altísimo, así que, siguiendo la pauta, habrá para todos.

 

 

ojo de dios triángulo

Este complejo por ser inmortales y perfectos indica una vez más que nuestra especie, más allá de la inquietud de Agustín, está loca de remate. No es que, bendito de Hipona, nuestro corazón esté inquieto porque nos hizo el Señor para Él, sino porque queremos ser Él, en sus atributos más destacados, porque, claro, como gente de razón, hacemos listas. Un listado por importancia, desde la cúspide de la pirámide a su base manipulada y expoliada. Primero, la inmortalidad, y luego, a diseñar, a jugar, con el cuerpo, con la psique, con eso que algunos, erróneamente, llaman espíritu, y que ya no servirá para nada.

¿Y los impuestos? ¿De verdad habrá un mundo sin impuestos? ¿O buscaremos otros mundos para explotarles, haciéndoles siervos de la gleba o autónomos, habrá una casta de funcionarios y empleados, un grupo de comerciantes y mineros, qué se yo, e incluso farmacéuticos y médicos para los foráneos y residuales?

Y a los que vivimos más o menos precariamente, ¿nos van a dar ya el soma psico somático que nos vuelva felices? ¿Será la eternidad sólo para los elegidos?

Y cuando la vida quiera apagarse para surgir de nuevo, ¿qué camino recorrerá esa especie, ya tributaria de sí misma, una generación tras otra de dioses clónicos, que acabarán, supongo, guerreando como todos los mitológicos, que, a lo mejor, son un trasunto de los nuevos?

Lo que sí me costa es que habrá un Zeus, o un Yahvé, o un Alá, o un Dios, o sea, un mandamás. Tendrá oficinas en algún lugar de la nueva City, y una cohorte de esclavos, un ejército de ángeles o una pandilla de muhaidines con sus nuevos papeles de, quién sabe, proveerse de material explotable, como hace hoy la AEAT, y actuar castigando mediante el sistema de retroacción, o sea eliminar lo que se dio y convertir a los enemigos en réprobos del infierno.

 

 

04839-hacienda

¿Eliminará esto a los infernales fanáticos de hoy, que se sostienen en sus dioses sanguinarios y su corrupta mente para matar a los infieles? ¿O es que este plan es parte de ese fanatismo, más cruento y menos aparentemente sanguinario? ¡Cuánto se parece el objetivo de eliminar al que no responde a mi religión con hacer una nueva y homogénea! Cuánto se parece al plan antropomórfico de los falsos dioses.

A todos los que recibís esta noticia con alborozo, enhorabuena. Hay que vivir con ilusión. Pero recordad que, al fin y al cabo, seréis dioses menores o hijos de un dios menor.

Yo, entretanto, voy a tomar mi pastillita con el descafeinado, no vaya a darme la arritmia.

 

Desde algún lugar no conquistado de Las Galias divinas, un Obelix imperfecto dice eso de ‘Están locos estos… humanos’.

Anuncios