Las tribulaciones de un bachiller.

Resumen de texto

libros

Mi hija de 15 años -casi 16- me pide ayuda. Tiene que resumir un texto poético. De Bécquer, por más señas. Un poco peñazo. Y tiemblo, porque ¿Cómo se resume un poema? Eso es de nota. Quiero ayudarla, y, naturalmente, lo hago mal.

Después de que su profesor desaprobara el ‘resumen’ que hizo mi hija con la torpe ayuda de su padre, miré en esto de internet cómo la ortodoxia resume un poema, y descubrí la forma de hacer un comentario de textos hic et nunc que diría el despechado.

Sigo sin saber cómo se resume un poema, pero he aprendido que los trabajos del colegio o el instituto hay que hacerlos como dicen los manuales, ateniéndose a reglas. En fin, que mi hija ha perdido, gracias a Dios y a mi ignorancia, un torpe báculo para sus letras. Este pobrecito hablador.

No seré yo quien discuta si el sistema está bien o mal. Pero voy a intentar analizar un contenido modélico, que encuentro en la red, este engendro de vicios y virtudes del mundo. No escojo, simplemente tomo el primero que encuentro. Y es éste:

¿Volver? Vuelva el que tenga,

tras largos años, tras un largo viaje,

consciencia del camino y la codicia

de su tierra, su casa, sus amigos.

Del amor que al regreso fiel le espere.

Más ¿tú? ¿Volver? Regresar no piensas,

sino seguir libre adelante,

disponible por siempre, mozo o viejo,

sin hijo que te busque, como a Ulises,

sin Ítaca que guarda y sin Penélope.

Sigue, sigue adelante y no regreses,

fiel hasta el fin del camino y tu vida,

no eches de menos un destino más fácil,

tus pies sobre la tierra antes no hallada,

tus ojos frente a lo antes nunca visto.

Luis CernudaPeregrino

cernuda

TEMA:

La conformidad del poeta a vivir en el exilio junto a su sentimiento de desarraigo.

RESUMEN:

Cernuda expone la contradicción del sentimiento que siente hacia el exilio y los exiliados. Como entiende y acepta a quienes sufren la llamada de su tierra y comparte el sentimiento de aquellos que no necesitan buscar en sus raíces la comodidad de una vida más sencilla.

 

Luego siguen:

Organización de ideas

Comentario crítico

Etc.

 

Lo primero que se me ocurre es que habrá aún gente que diga que esto de las letras es fácil. Yo creo que es mucho más complicado que unas cuantas formulitas, logaritmos y problemillas. Aquí te la juegas con algo más etéreo, pero concreto, difuso, pero no confuso, o confuso, pero no difuso, tautológico pero diferenciado, y me paro a descansar, porque acabaré pasándome a ciencias.

Lo inmediato a esto es que entre Tema y Resumen se intenta colocar una barrera diferencial estricta y a mí se me escapa. Como no soy el examinando y mi ausencia de las Academias me concede el lujo del anonimato, planteo ese dilema, irresoluble como todos, de si el tema no se confunde con el resumen y viceversa.

Y esas referencias mitológicas o más concretamente la recurrencia de la odisea, como tumulto y vorágine de lo que va y regresa, un Eneas y un Ulises, Virgilio y Homero, me hacen pensar en el gran Dámaso Alonso y su exégesis del Polifemo, cuando era del año la estación florida. Así que convoco a las musas del teclado y tropiezo con que otros factores de la gramática suprimen, tras el epígrafe Tema lo del Contenido, y pasan a Estructura. Me parece más razonable, no sé si más racional… Porque, de resumir el contenido sin citar esos puntales del verso, parecería que estábamos soslayando la esencia del poema. Resumen, que yo sepa o supiera o supiese, es o era exposición breve de las ideas principales o partes de un asunto o materia.

O sea que un poema no se puede resumir. Y si se intenta debe contener parte de lo que dice, que siendo poesía no es tautología.

Otra cosa es comentar, es decir, entrar en la estructura.

¿Qué diría el gran Cernuda a Gerardo Diego o Aleixandre de este resumen, así llamado, de su poema? Imagino a Lorca o Valle Inclán, y desde luego al Darío cuyo centenario soportamos, contemplar segados por el bolígrafo de los temarios de estudios sus sufridas letras y llevar a galeras a sus ejecutores.

Juego intelectual liberador del raciocinio lógico, esa es la magia de la palabra poética. Por favor, dejad que los alumnos digan lo que quieran, pues de otro modo acabarán leyendo aún menos.

Y por si mi ignorancia no pudiera ser bendecida por un ápice de comprensión por parte del sabio, tropiezo con este otro trabajo de Hércules. Es lo que dicen que debe contener un comentario de textos poéticos. Debe haberlo fabricado el gran Sadoc, oculto en su mesa de tareas Masoc:

EL COMENTARIO DE TEXTOS POÉTICOS 1. Lectura comprensiva 2. Localización y contextualización Como texto literario (género, subgénero, prosa o verso…) Como texto inserto en la Historia de la literatura (autor, obra a la que pertenece el texto, fecha de composición, época, escuela literaria…). 3. Breve resumen del texto y tema – Tema o idea central – ¿Tópico literario? – ¿Tema habitual del autor? 4. Estructura – Externa – Interna 5. Forma Nivel pragmático-textual – Funciones del lenguaje – La voz poética y el tú receptor Nivel fónico – Esquema rítmico – Figuras literarias – Encabalgamiento e interrogación retórica Nivel morfosintáctico – Estilo nominal/verbal – Tipo de oración – Orden de los elementos oracionales – Figuras literarias 5.4. Nivel léxico-semántico – Frecuencia de determinados tipos de palabras – Riqueza léxica – Arcaísmos, cultismos, neologismos, vulgarismos… – Homonimia, polisemia, antonimia. – Figuras literarias 6. Valoración crítica ANEXOS I. Métrica II. Tópicos literarios III. Principales subgéneros

Etc.

Creo que Einstein introdujo una llamada ‘constante cosmológica’ en sus ecuaciones, para que le cuadrase eso de la curvatura del espacio tiempo… un capricho intuitivo con el que acertó. Nosotros introducimos la variable del instinto. Hay que leer, leer y escribir, y, por favor, más libertad de pensamiento y lenguaje. Menos estructura o acabaremos todos en el nomenclátor.

 

einstein

 

 

El comentario sobre Cernuda termina así:

“Finalmente podemos concluir diciendo que en la actualidad la personas que pueden llegar a arriesgar su vida por sus ideales son escasas.

Con esta obra Cernuda se despedirá finalmente de la escritura, siendo ésta su expresión más clara y apasionada de la vida y de su deseo más apremiante: El encuentro con la deseada libertad”.

Y digo yo: ese hegeliano punto final… cuanto más puro bien definido y espléndido es el edificio del entendimiento… más fuerte es el deseo de la vida por escapar de él hacia la libertad… ¿No será una trampa para mixtificar la igualdad?

¿De verdad querría eso Cernuda, sería esa su voluntad poética?

No opino sobre ciertos adjetivos, que resultan impropios, a mi juicio, como el ‘escasas’, atributo de persona…

Pero me da igual. Por lo de igualdad, claro. No me interesa ahondar más. Inter-esse, lo que está entre nosotros. La voz a ti debida.

Si hasta hay obras para mirar y no para leer…

 

biblioteca-moscuabandonada

Una respuesta to “Las tribulaciones de un bachiller.”

  1. Laura Says:

    Genial

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: