Archive for 30 noviembre 2012

Gracias, Quintín.

30 noviembre 2012

Muy bien. Era lo justo. Homenaje tiene un sonido áspero, esa jota doméstica con la que chirría el anglosajón. Para él, señor de las palabras, la graciosa ‘gracias’ conviene, llega suave y electrizante como la ráfaga de las miradas entre los jóvenes. Gracias, Quintín. Nos vimos, en una de tus sedes, el salón de actos de la UNED. También con gracia, se dijo que bizqueabas, cita del gran Ortega que como mentor quisiste en tu ‘Instituto de humanidades’, mirando a una y a otra Universidad, las dos tuyas. El otro ojo, en la Complutense. Muchos y buenos de ambas universidades, que contigo fueron una, conversaron contigo, ayer, nuevamente, otro día más. El saber sabe  mejor debatiendo, contradiciéndose a veces, riqueza del verbo. Pero la unanimidad en el elogio y el recuerdo no nos privó del placer de tu retórica.  Hablaban contigo, con nosotros. Lo mejor: te reconocimos. Eras tú. No un ser apócrifo. Dejaste el sello. Estás.

No digo más. No soy protagonista. Ni siquiera es esto una breve crónica. Espero y deseo que se publique lo que en el acto del día 29 de noviembre se habló de y con Quintín Racionero Carmona.

Es una forma de resumirlo: Gracias, Quintín.

P.S. Y sigue llegando tarde a las citas. Nos encanta que te sientas obligado a disculparte. Creo que lo haces para tener ocasión de ello, para explicarnos por qué -dices- eres un neurótico de la impuntualidad. Escápate por los pasillos saludando, requiriendo, recordando. Al final regresas. Ya te echábamos de menos. ¡Ah! ¡Estás ahí!

COSAS DEL MADRID

25 noviembre 2012

El Real Madrid es una escuela a sensu contrario. La formación la adquieren los otros. Ganar al Madrid supone un timbre de gloria, y es una misión a la que se aplican los equipos competidores con un fervor que, en el caso del Betis anoche, sólo es comparable con el que ponen los costaleros en las procesiones de Semana Santa. Al Barsa se le deja jugar, y como lo hace muy bien, gana todo lo que se pone a tiro. Al Madrid no se le deja jugar, y sus victorias cuestan el doble. Ayer perdió, cosas del fútbol, cuando todo parecía apuntar a lo contrario. Casillas se ocupó más de colocar y visualizar a sus defensas que a colocarse y situarse y visualizar él mismo, y eso unido a un tirazo de Beñat le hundió. Ya es mucho perdonar, y demasiado despiste. El Betis se cerró, y el Madrid no trajo cerrajero. Cristiano era el único que santificaba la víspera de la fiesta, tan batallador como el Cid, pero muerto en su Babieca, tieso ante los muros de la ciudad que no pudo conquistar. Si el tiro libre va un metro angulado, el gran cancerbero del Betis se lo traga. Pero es que si mi abuela fuera mi abuelo, tendría… bigotes. Después de esta batalla, los sevillanos estarán exhaustos pero contentos.

Coaching

24 noviembre 2012

Mi profe de coaching dice que hay que abrazar todo lo que tenemos de malo. Así que estoy disfrutando del amor a tope. Esto de ser auténtico es un buen ejercicio de masoquismo. Significa que cuanto peor seas más motivos tendrás para quererte. Se llama aprender de lo negativo, o sea que lo negativo no existe. No necesitamos que nadie nos alabe. Para eso ya estamos nosotros. Si fuera gratis me gustaría esto del coaching. Yo tenía un truco, repetir frases hechas laudatorias para esquivar la pesadumbre. Llevo peor lo de los timos. Casi doscientos euros por cambiar un pomo que vale veinte. ¿Abrazo también al cerrajero timador? A lo mejor es el tipo de gente que ponen de ejemplo en los MBA. Altos estafadores y pequeños timadores: la Escuela Hispana. Por cierto. ¿Lo del coaching y la autoayuda, en qué posición queda? Al final, todo es programación, como han anticipado los Orwell and Co.

ICAM PORNO.

20 noviembre 2012

Dicen que en la RED se puede encontrar de todo. Es verdad. Que el Consejo del llamado poder judicial y el Colegio de abogados de Madrid hayan ‘colgado’ en su web panfletos porno así lo acreditan. Mal ejemplo para los abogados que comienzan y toman ejemplo de lecturas tan obscenas que ni siquiera cumplen con la sintaxis. Buen gol han colado a un decano inteligente y culto como el actual del ICAM. La demagogia cruza las fronteras del buen gusto y de la decencia profesional. El buenismo ha ganado, y el cadí levanta su espada justiciera. Los guardianes de la revolución, analfabetos, levantan sus tiendas de 15 M y 25 S en el vestíbulo del TS. Ahora, a votar.
Aclaración: pornográfico, que atenta al buen gusto, obsceno, torpe, además de lo que se refiere a la prostitución. Así es el hecho decadente de tomar como modelo un escrito-formulario con el objetivo, dicen, de presentarlo en los Juzgados para detener los desahucios. Que se detengan, por favor, que se detenga todo, pero… con un poco de estilo, señorías e ilustres compañeros. Sin prostituirse para complacer.
No digo nada del CGPJ porque después de escuchar repetidamente a su portavoz, sólo creo que vale la pena susurrar al oído del sabio Hernández, erudito y honesto.
Si el ICAM o desea, que sus letrados -expertos y hábiles le sobran- escriban. No ofendan a tantos con esa divulgación sin otras fundaciones o méritos que el oportunismo.

También Mas, el superpresident, culpa de sus desmanes al Estado.

Al final tendrá la culpa de todo la Ley.

Jürgen Donges.

15 noviembre 2012

Habla español mejor que muchos de nosotros, y su precisión en la terminología es letal para el abobamiento de los dirigentes y el malage de la oposición. Pone a caldo a los tibios y enfría a quienes echan leña al fuego. En resumen: respecto al rescate, hágase una pregunta; si con nuestros propios medios y esfuerzos seremos capaces de salir de esta. Y si la respuesta es NO, pídanlo ya. Acerca de las sociedades estatales vacuas y chupópteras, no se comprende cómo tanto hablar de que sobran y tan poco hacer que desaparezcan. Informes, comités y consejas a meses vista que se reeditan -está todo estudiado- en horas. Pero falta decisión. La voluntad se les ha muerto en una noche de luna. Y entretanto, como el reflujo y las modas, vamos a tirones con lo que toca: prima de riesgo, preferentes, desahucios…¡Huelga! ¡General! ¿Qué piensa un hombre lúcido de las huelgas aquí y ahora. Pues que tienen menos sentido que los Sindicatos que las convocan. Por cierto, no le han contado lo del calificativo ‘general’, que más bien las descalifica y descalifica al legislador político que las aceptó. Me recuerdan a mi tío Anselmo, que protestaba por todo. Cuando mi tía Marilina le preguntaba por qué estaba siempre de mala leche, contestaba que no se le ocurría nada mejor. Estaba en huelga general porque carecía de imaginación. Estos de ahora han lanzado, como la kale borroka y los botellones asesinos, y las masas de las Arenas, a sus cachorros recién destetados del chute, contra Madrid, donde reside el Parlamento. Hasta ahora les han hecho breves cortes de manga a las Cortes, pero han causado ya heridas físicas y sociales. Jürgen Donges, el asesor de economía del gobierno alemán que tan bien conoce España, posiblemente no conozca el 25 S, las nuevas Brigadas Rojas del lenocinio sindical. Cualquier día de éstos se va a cabrear Neptuno.

Once millones para evitar desahucios.

12 noviembre 2012

El Senado dispone de una partida de once millones para mobiliario totalmente innecesario. Repito, innecesario. Mientras tanto lamentan que algunas familias lo estén pasando mal. Que apliquen ese presupuesto a ayudarlas. ¿Lo harán?
Léase lo mismo para el resto de las instituciones del Estado, que tanto desea resolver esos problemas. Analícense las partidas y desvíenlas a las auténticamente necesarias. Lo llaman el bien común.

 

¿Lo harán?

 

 

Vamos a pasar el platillo.

¿Es ético subir los impuestos en época de crisis?

12 noviembre 2012

Parece que no. Si la sociedad institucional -jueces y abogados entre ellos, con criterios que quieren ser razonables, se subleva frente a las tasas judiciales, porque ello significa, dicen, que accederían al pleito sólo quienes puedan pagar las tasas, no es menos razonable que dejen de pagar impuestos quienes se encuentren en una situación económica precaria, es decir, unos veinte millones de españoles. Y, en consonancia con ese equilibrio ético con el que el presidente del CGPJ y otras altas autoridades, como el presidente de la Sala de lo civil de TS -antes tan riguroso- dicen que debe interpretarse y en su caso aplicarse la ley, deberían apoyar que las subidas de impuestos, por tanto, son doblemente lesivas para la sociedad doliente. Y, en consecuencia, que sólo se acepte el literal de la ley según y cómo. Yo voto a favor de que el pago de impuestos se congele un par de años, y mientras tanto que se pida una financiación a la Unión Europea, que, al parecer, está de acuerdo en que tenemos unas leyes muy malas para el consumidor, o sea, para todos. Lo del par de años luego puede ampliarse. Entretanto que nos digan para qué sirve el pago de esos impuestos, y que vayan liquidándose, no sólo los empleos, que parece lo más sencillo, sino las subvenciones a partidos políticos, sindicatos y empresas públicas. Y que se revisen los proyectos que recortan servicios en sanidad y educación, por ejemplo, de lo que ahora no se habla ya. Asímismo que no se sufraguen los viajes de Mas a Rusia con los impuestos de los españoles, y que esos cinco mil millones que pide, de los que ya se han dado mil a cuenta, se congelen igualmente. Por lo del anisaquis. También debe estudiarse con perspectiva subjetivista y ética flexible que no se castigue el impago de alquileres, la devolución de letras y efectos impagados o las pensiones a las que se condenan en casos de separación o divorcio, si el cónyuge tiene dificultades, que es lo lógico, y que, al tiempo,  desaparezcan todos los asesores de los ayuntamientos -se dice que hay más de trescientos en el de Madrid- ya que entre todos ellos no han conseguido jamás que mejoren las condiciones de bienestar de los ciudadanos, sino las suyas propias. Del mismo modo debería desaparecer el tocahuevos de los SER y las ORAS, con tanto vigilante a comisión, además de sueldo, mientras la policía se ocupa de no vigilar, por ejemplo, los botellones en las puertas del Arena. Y como dice el sr. presidente del TS y del CGPJ que ETA ya no tiene sentido porque está en el Parlamento, pues que se legalice ETA o se ilegalicen los partidos que la representan, y, en este caso, los millones de su presupuesto se apliquen a las familias con dificultades en el pago de las hipotecas. Por cierto, también podría hacerse extensiva esa medida al resto de los Partidos, y desde luego a los Sindicatos. Y, puestos a ello, que se detraiga de los impuestos, si se siguen cobrando como me temo, una partida de ayuda social, que se quite de los pagos a los políticos, o sea a los que cobran del Estado, ya que a los demás ya se nos detrae directamente y carecemos de la capacidad de aplicarlos a quienes más lo necesitan. Así se verá si hablan por hablar, de boquilla, o se lo toman en serio.

ABOGADOS DESAHUCIADOS.

10 noviembre 2012

Con esto de los desahucios y el espanto que genera, los abogados que firman las demandas frente a quienes impagan las hipotecas van de incógnito por la calle, como instrumentos de un poder maléfico al que se someten por unas perras, como el bueno de Werter ante Mefistófeles. O sea, que venden su alma al diablo. Mi profe de coaching dice que hay que amar el instante aunque sea un cólico nefrítico o una emoción negativa. Así que en vez de tomar pastillas contra la ansiedad tenemos que releer las declaraciones de los políticos y de los jueces -que últimamente son todos estrella, y no como en los tiempos de Don Gaspar- y en vez de adoptar el complejo de arpía, alegrarse del curso de falsa ética en que están empeñados. Con los desahucios se ha parado el país, la crisis, y hasta la confrontación constitucional. Ya no se habla de otra cosa. No sabíamos que los dramas sociales que aquejan nuestra sociedad hubieran desaparecido, excepto éste, del que son otros -no los políticos, ni los jueces, al parecer- los culpables y ellos especialmente inocentes. Pero mi profe de coaching dice que no tiene que haber culpa ni miedo, ni miedo, así que todos ‘palante’. A Rubi y a Raji les ha salido el niño interior muy oportunamente, y se han puesto a jugar con otros que pasaban por allí con ganas de darle a la ‘pilota’ como fuera. Le digo a mi profe de coaching -antes tenía psiquiatra, pero está ‘demodé’ desde que a Woody le dieron el Asturias- que los abogados deberíamos cabrearnos, porque también estamos en eso que llaman el ejercicio del derecho, ya que las leyes españolas, antes tan sólidas y bien construidas, son ahora tan malas que hasta Kokotte las critica, en una tertulia con otro juez mercantil. El juez a quien se le expulsó de la carrera por aplicar la equidad -en su opinión- y no el literal de la ley debería volver volver con honores, y Garzón ser nombrado presi del Constitucional, al que se le augura menos futuro con este cisco que al rescate a la gallega, ahora sí, ahora no, de esta procelosa vieja Europa.  Le digo a mi profe de coaching -antes era psiquiatra pero con la PNL gana más- si debe aceptarse sonriendo la lección de falsa ética y las resoluciones pilladas al biés, y las miraditas de recoña cuando defiendes a un maldito banco, y los espiches mitinescos en las antes llamadas salas de audiencia, y me dice que sí, que todo es parte de la alegría de vivir. Y es que nuestro cerebro reptiliano, que huye del cambio y ama la seguridad, debe ser sustituido por el emocional. Y eso es lo mío, un neocortex abollado y sufridor, de modo que estoy de acuerdo en todo. Faltaría más. El único sentido de la vida es estar en ella. El comediante genial de los 40, Sturges, opinaba que es fácil vivir. Lo difícil es escribir comedias. Al menos, digo yo, tan bien como lo hacía él. Nuestros comediantes de ahora, los del teatro institucional, juegan con los dramas sociales fabricando comedietas, para cubrirse las vergüenzas. Lo que dicen lo dicen para que todo el mundo asienta, para que todos comprendan lo buenos que son, incluso los chóferes de sus coches oficiales. Sanar las heridas del pasado exige llorar sobre ellas con valor. No alentar el desorden. Resolver y no enredar. Ir a la causa, y no al síntoma. Y no dejar a los profesionales que trabajan con la ley como cerdos en la cochiquera, como buitres en la carroña. Que uno tiene también su corazoncito.

BOADELLA.

7 noviembre 2012

Ahora que está de moda la PNL -programación neurolinguística, no sean cochinos- D. Albert nos dice que todos deberíamos sentir ese niño interior. Dejad que los niños se acerquen a mí, indicó  el primer maestro del coaching, aunque luego se volvió autónomo y ya sólo consolaba con milagros. Como él, pero a salvo los talentos, siempre he pensado que esto es un teatro, queramos o no, y venimos a actuar. Lo malo es cuando nos toca el papel de villano, y no nos lo creemos, de manera que deja de funcionar el Acto’s Studio, que es como el arte moderno, una tautología o cosa parecida. Dice Boadella, descubriendo una vez más que el emperador está desnudo, que algunos artistas trasladan sus emociones y no las ordenan, o las inventan para hacer bulto en los listados del mamoneo -eso lo digo yo, pero es un escolio- y lo que resulta viene en llamarse arte contemporáneo, que es como autodenominarse ser vivo, por ejemplo. Los griegos dicen que la ironía es un rodeo para llegar antes, y Boadella ironiza, o sea llega antes, porque además usa el AVE con cena incluida y luna llena sobre la nieve, para justificarse ante el miedo de no llegar a ser un gran artista. Para eso, dice, hay que sufrir mucho. Si la memoria no miente -una cosa no hay, es el olvido, dice Borges, claro- aquí sufrimos todos, y algunos con él, que tiene valor y la cabeza puesta sobre los hombros. Un catalán vaso de agua clara, que decía Plà el grande de su lengua, mientras troceaba el bogavante recién churruscado a la brasa. Así cualquiera. El teatro como terapia, titula su muy ineresante y amenísima conferencia de hoy en el Casino, compitiendo con la Champions, que acaba en un triste empate. La sala del Casino, semivacía, como un desván de lujo, demuestra que hay una falsa élite en ese centro, cosa que ya he probado en varias ocasiones, una de ellas al comentarme su bibliotecario que el Casino no tenía presupuesto para comprar un libro de 18 euros, IVA incluido. Asistí a la presentación del poemario del mar, recopilado por M. Maestro, y sólo faltaba el buque. Lleno a reventar. Boadella no había avisado ni a las becarias, y Maestro había convocado hasta a la Armada Invencible. Marketing. D. Albert, las modas pasan pero su talento de bufón del Reino, como gusta en titularse, perdura. Me lo ha puesto usted en la dedicatoria de ‘Diarios de un francotirador’. Gracias.

Jueces.

1 noviembre 2012

Desde que se descubrieron los derechos del hombre y del ciudadano, los derechos humanos y su afortunada secuela pragmática, han aplicado la ley, o han ayudado a transformarla. Pero nunca la habían tildado de inicua, por mucho que lo fuera: simplemente se iban, si tenían dignidad, y su visión ética chocaba con las leyes. Pero ningún juez católico ha dimitido cuando se han aprobado leyes contra natura, como el matrimonio homosexual -que nada tiene que ver con el reconocimiento de la igualdad de derechos a los homosexuales, aislados o en grupo- y las leyes proabortivas. A algunos les han echado de la carrera judicial por aplicar la equidad sobre el literal, como sucedió con el juez que dio un permiso al hijo de un separado para participar en una procesión de Semana Santa. Las leyes pueden ser perversas, cuando emanan de legislativos perversos, como hijos de su progenitor. Entonces no cumplen la función que la ley debe tener, y que a veces, muchas, se le escaquea al derecho, es decir, ser justas, o tender a la justicia. La interpretación de una ley en el estado de derecho puede poner en tela de juicio su aplicabilidad, y la Constitución tiene cauces para que los jueces así lo planteen en la cuestión de inconstitucionalidad. La Constitución y las leyes se renuevan, cambian como decía Homero de las hojas de los arboles. Nuestra norma fundamental, para entendernos, determina tan claramente la protección de los derechos que resulta extraño escuchar la voz de algunos miembros del judicial, ese tremendo poder, asumiendo la justicia del cadí, a varazos con la ley. A nadie le gustan los desahucios, e imagino que a los Bancos tampoco. ¿Qué hacen con ese mogollón de activos que nadie quiere? Algunos aseveran que abaratar el mercado. ¿Qué dice la ley ante el impago de una deuda vencida y exigible? ¿Qué hay de los arrendadores, cuando su inquilino no les paga? ¿Dejarán de percibirse las tasas judiciales por la interposición de procedimientos de ejecución hipotecaria? Y si se cobran, ¿por qué no se siguen conforme a la ley? ¿Por qué cada vez más se entorpece la tramitación profesional y de buena fe de estos enojosos asuntos?  Búsquese la equidad social y la mediación, presiónese a quien corresponda para que se active la economía, pero, por favor, cúmplase la ley, lo único que nos distingue de las bestias. Y ya ni eso. ¿Es mala la ley? ¿O se trata de otro problema? No es la ley la culpable de los desahucios, es que no se paga. Ahora bien, dispóngase de humanidad y de criterio, como creo que se hace, y más debería hacerse, en casos especiales. Pero no digamos que debe modificarse una ley que protege simple y llanamente otro derecho fundamental. Si los jueces y los secretarios quieren ser pedagogos sociales, bienvenidos al gremio de los autónomos, pero mientras sean un poder del Estado, y además supuestamente independiente, apliquen con rectitud y sabiduría la ley así como la equidad cuando proceda. La demagogia y el oportunismo siguen siendo patrimonio de los políticos, y eso es lo que sucede: la contaminación de los tribunales. A río revuelto están haciendo su agosto los oportunistas, y como esa buena mujer que fomenta la mendicidad y sus mafias rellenando el vasillo del mendigo, muchos creen que socavar el orden es parte de la nueva ley de la real calle española. Los bancos tienen mucho que rectificar y la sociedad mucho que recibir, pero así, no.