El funcionario del emperador. (Historia de Li-Tao y U-Ti). 91

…Pensé, al verla, en un estanque dorado, la luna riéndose en el agua. Me puse triste, e invoqué al dios de la memoria infinita, ese que recuerda en cada instante todos los instantes, y en cuyo aliento caben todos los suspiros. Porque, me dije, el mundo no está ya hecho para las princesas. De haber sido posible, porque los contrarios casi se tocan, como el cazador al escorpión que le rehúye en el cielo, me habría gustado formar parte de él, de su mundo. Si nacemos para algo, ¿por qué no elegirlo, siquiera en el pestañeo leve de una gacela cuando escucha la llamada de la noche?

-Te contaré una historia cada día,… Como aquella narradora de cuentos, para que se cierren tus ojos y se dibuje en tus labios la sonrisa. Porque así serán mis historias, gotas de lluvia sobre el lago, sobre el río que se despereza lentamente. Puedes recogerlas o dejar que se vayan,. Son tuyas. Desde el momento en que salen de mi boca, te las regalo, para siempre.

………….Poemas, discursos, palabras…¡Qué inútil persecución de la belleza!  Contemplarte es todo lo que no se alcanza, el vuelo del ánsar que se pierde en el poniente. ¡Qué ridículos somos, queriendo imitar a los dioses, haciéndonos palabra que es lo que en ellos suple el tacto, la capacidad de amar. Sentir, eso es lo que ellos nos envidian. Y yo siento y callo, me refugio ahora en la soledad de mi estudio, dentro de mí mismo, pensándote, U-Ti.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: