El funcionario del emperador. (Historia de Li-Tao y U-Ti). 90

Del diario de U-Ti

Dicen que no se puede olvidar a aquel que se ama. Pero yo he de conseguirlo.

-Huiré de ti, de todas las formas posibles. Aun uniéndome a otro, aceptando alguno de mis pretendientes.

Pero mi destino está marcado. Como el tuyo.

-No quiero que te corrompas en los palacios. Aún puedes mantenerte puro, con tus poemas y tus espadas. Lejos de la intriga y el poder, lejos de la corrupción. Porque si te acercas demasiado alguien te tentará y finalmente caerás; todos tenemos un precio. Hasta el cielo y los dioses.

Ahora, en la pradera, ante la hierba, libre, sola, soy feliz.  Pero más aún cuando le recuerdo.  Y más todavía porque sé que haga lo que haga por alejarme, volveremos a encontrarnos, como el sol y el horizonte, cada tarde.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: