El funcionario del emperador. (Historia de Li-Tao y U-Ti). 31

 

Li-Tao trabajaba sin apenas descanso en la selección de poemas que el maestro de las letras compendiadas y las armónicas, ayudante primero del maestro de la Palabra, había encargado. Sabía que se trataba de un deseo expreso del Emperador. ¡El Emperador! Ya era funcionario, sí, pero esta dignidad sólo le había traído amargura. ¡U-Ti! ¿Cuanto tiempo pasará hasta que pueda verte de nuevo? ¿Nos dejarán estar juntos algún día? Deseaba preguntar a Ts´i-Ku-Niang, protectora de los prometidos. Ella lo estaba pues él, Li-Tao, le había jurado su eterno amor. Quería transformarse en Wang, el general de la Corte Celeste convertido en funcionario del Emperador del Cielo. “Guardaré tu palacio, mi princesa, auxiliado por guardianes feroces que me obedecen como perros adiestrados”. Y recordó a Tien Ku, el perro celeste, de cabeza blanca, que aparece en forma de constelación desfavorable para el nacimiento de los muchachos. ¿Acaso era un presagio? Los dioses le martirizaban… Y esas noticias confusas acerca de la invasión de los Hing-Nu, los feroces tártaros… Li Tao invoca a su dios favorito, protector de los poetas, Weng L´ang, y le pide descienda una vez más -ya lo ha hecho diecisiete- a la tierra desde su constelación celeste, o le envíe una garza real que le transporte hasta su amada. No sabe que U-ti se dirige hacia él, que le ha enviado a su correo, el atrung del Tibet. De haberlo intuido, o adivinado, pues eso es imaginar con justeza, habría estallado de alegría, más potente que el choque de las galaxias. Cada minuto que transcurre es una tortura, una sucesión interminable de acaeceres que envejecen y fustigan. Li-Tao quiere ser el Señor del tiempo, regresar con él a los orígenes, abortar las luces que alborean y tornar a la noche de la noche hasta el único momento que tiene valor en su vida, aquel en que besó la palma hueca de su mano.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: